• English
  • Español
  • Français
Menu

Sacos para el frío

19 octubre 2011,   By ,   2 Comments

Los niños se mueven muchísimo por la noche y cuando es verano o hace este calor tan impropio que estamos teniendo, no hay muchos problemas, se les pone un pijamita finito, una sabanita y ya está. El problema surge cuando empieza el frío, cuando es invierno y los pequeñajos se destapan.

Yo lo he pasado mal, el primer invierno de mi enano llegaba a despertarme en numerosas ocasiones por la noche para comprobar que estuviera bien arropadito, que no se destapara y no cogiera frío. Era una auténtica obsesión, si mi marido se levantaba a beber agua, al servicio o ya era la hora de irse a trabajar le mandaba a la habitación del niño para comprobar si estaba arropado.Por eso cuando llegó su segundo invierno no lo pensé más y le compré los sacos de dormir.

Al principio no me gustaban, pensaba que el niño se ahogaría ahí dentro, ¡menuda estupidez!, llevan mangas y no pueden colarse, pero era la idea que tenía metida en la cabeza. Tengo que reconocer que me conquistaron enseguida, el niño dormía más calentito, y yo ya no tenía miedo a que cogiera frío o se destapase, estaba como más “recogidito” en su camita. Fue un acierto que recomiendo a todas las mamás primerizas.

¿Y qué saco compramos? ¿Qué tipo de tela? Durante estos 26 meses hemos tenido distintos sacos, de diferentes materiales, algunos eran de tela de forro, otros de tela de edredón, otros menos abultados… Dependiendo el momento he usado unos u otros, pero en pleno invierno en Madrid, en un piso en el que la calefacción ha estado puesta casi todo el día, lo he llevado con los sacos de grosor normal, con un pijamita de invierno y sin más, lo he tumbado en la cama. En el pueblo, que hace mas frío, he utilizado los sacos más gruesos y alguna vez lo he tapado con alguna mantita por encima. Cada mamá dependiendo del frío de la zona, de la casa o de lo friolero que sea el niño, deberá utilizar un saco u otro.

Hay algunos que en lugar de ser bolsa tienen piernas, nunca he usado ninguno de ese tipo pero creo que si Eric fuese ahora más pequeño le compraría los de piernas separadas, creo que son más cómodos. Eso si, yo no usaría un saco con un niño menor de seis meses, que seguramente no pase nada, que muchas de vosotras seguro que lo habéis usado con niños de tan pocos meses, pero para nenes tan pequeños los sacos no me van.

¿Vosotras usáis sacos o los tapáis con edredón o manta?

2 Comments:

  1. Fátima dice:

    A mi también me encantan los saquitos, pero no encuentro uno que sea muy gordito, si me pudieras aconsejar uno para el frío. Muchas gracias !

Leave a Reply