• English
  • Español
  • Français
Menu

Hablemos de sueño

15 septembre 2011,   By ,   0 Comments

Nadie duda de lo importante que es dormir. Si no dormimos no “funcionamos”. Si un niño no duerme está “descontrolado”. Dormir, por tanto, es una primera necesidad y dormir bien es parte esencial de la misma.

Todos y cada uno de nosotros somos únicos en cuanto a la forma de dormir, cantidad de horas de sueño y preferencias (con luz, sin luz; tapados o no; madrugadores o trasnochadores etc.); sin embargo, la cantidad y tipo de sueño que necesitamos para sentirnos recuperados siguen unos patrones comunes de los que iremos hablando.

Centrándonos en la cantidad de sueño que precisan nuestros niños, según su edad observamos que: Los recién nacidos necesitan de 16 a 18 horas diarias de sueño para ir disminuyendo a 14-15 horas a los seis meses. A los 18 meses precisan 13 horas y  media y en torno a los dos años reducen una hora. A los 6 años la necesidad de dormir se reduce a unas 11 horas y a los 10 años desciende a 10 horas de sueño. En la adolescencia (de 15 a 19 años) necesitan un mínimo de 7 horas y media u 8 horas.

Reflexionaremos, por tanto, sobre cuales son las condiciones idóneas  para que nuestros niños duerman el tiempo preciso de la forma mas adecuada, cuidando especialmente el colchón en el que nuestros bebés, en las primeras etapas, van a pasar gran parte de su tiempo.

    Leave a Reply