• English
  • Español
  • Français
Menu

Tenemos que tener en cuenta que combinando textiles podemos cambiar o renovar un ambiente sin invertir mucho dinero en ello. Las telas nos permiten combinar de maneras diferentes colores y texturas, para generar efectos visuales impactantes y realzar una habitación.

Lo primero que tenemos que tener en cuenta a la hora de crear una buena combinación de colores en nuestros textiles es prestar atención a los colores de paredes y muebles. Lo segundo es plantearnos qué piezas vamos a introducir en nuestra habitación que se confeccionen con telas.

Elena Toledano - Decoradora y Farmaceútica - Ecus Kids

Todos queremos en algún momento de nuestra vida oler ese perfume tan embriagador que despiden nuestros bebés, tan dulce y tan natural…

Muchas madres se preguntan qué perfume sería bueno poner a su bebé. No es recomendable poner colonias ni perfumes sobre la piel de nuestros hijos a tan tempranas edades, con el aroma del jabón con el que los bañamos y las lociones y cremas que les ponemos después del baño, sería más que suficiente. Yo propongo, en lugar de perfumar al bebé, aromatizar la habitación. Además, si utilizarmos aromas como la lavanda ayudarán al bebé a dormir mejor.

Elena Toledano - Decoradora y Farmaceútica - Ecus Kids

Las cómodas juegan un papel muy importante en el mobiliario infantil. Los Chinffoniers son cómodas más altas con cajones y puertas que permiten un mayor almacenaje. El estilo viene definido por las líneas y los colores que, como venimos diciendo en artículos anteriores, las mejores opciones para mantener una buena armonía son los colores claros y naturales: el color madera, blanco, blanco roto, beig… Igualmente, existen varios acabados como lacado, encerado, con pequeños motivos estampados…

Comoda - bebe - habitacion - peques - camas niñas

Comoda bebe

Lo ideal en cuanto a decoración de una comoda bebe para la habitación de los niños es que siendo lo más sencilla posible, la adornemos con motivos delicados que le den un toque especial… 

Cuando pensamos en decorar las paredes de las habitaciones, en seguida nos vienen a la cabeza los típicos cuadros que colgamos de ellas. Si nos encontramos en la habitación de nuestros hijos, pensamos en cuadros infantiles. Pues bien, hay muchos objetos con los que rellenar nuestras paredes a parte de esos cuadros.

Tenemos por ejemplo las siluetas de madera pintadas y decoradas a juego con los colores de nuestra ropa de cama y nuestras cortinas, también podemos colgar cestitas a modo de lejas un tanto originales que podemos llenar con muñecos decorativos, o por qué no, si colgamos cuadros pueden ser en relieve, no sólo pinturas, sino con objetos que decoren a modo de escenas infantiles con muñecos de verdad.

Poco a poco se acerca el invierno y con él las bajas temperaturas. Las alfombras son nuestras grandes aliadas para mantener un ambiente cálido en nuestro hogar, lo que lo hará mucho más agradable. Además de ser un elemento decorativo, ayudarán a reducir el consumo eléctrico.

Las alfombras son protectoras ya que son seguras para amortiguar golpes y evitar resbalones y deslizamientos indeseados. En una habitación infantil son ideales para crear un espacio de juegos para los niños.

El mantenimiento de las alfombras puede ser algo que nos preocupe, para ello es conveniente saber qué tejidos son los más adecuados para una buena y fácil limpieza.

¿Qué podemos pensar que es un peluche?

Un peluche, además de ser un juguete, es también un compañero de cama, una mascota, un amigo para nuestros hijos… Ellos necesitan mucho contacto físico no sólo con nosotros sino también con sus objetos, esos que nosotros les proporcionamos desde pequeños y con los que cogen confianza día tras día.

Siempre nos hemos preguntado… ¿por qué nuestro hijo o hija no puede dormirse sin sentir que rodea con sus brazos el muñeco de todas las noches? ¿Por qué no cambia de muñeco?

A todos nos gusta tener las cosas en su sitio, ordenadas, pero cuando se trata de niños podemos observar que difícilmente encontraremos cada cosa en su sitio. Para enseñar desde muy pequeños a nuestros hijos la disciplina del orden tendremos que, de alguna manera, ponérselo fácil, debemos intentar que ellos mismos recojan todos sus juguetes y para ello, el sitio donde los han de colocar o guardar debe estar al alcance de su mano. Una buena idea sería utilizar baúles, que podemos encontrar en acorde a la decoración de nuestra habitación, los hay de madera, de tela, de plástico…. Sería conveniente que fueran de un material resistente, por la seguridad del niño.

La iluminación adecuada en la habitación de nuestro bebé

La luz natural es muy importante en el desarrollo de nuestro bebé, debemos elegir una habitación para él que tenga una buena entrada de luz natural, pero tenemos que tener en cuenta y procurar que los rayos del sol no molesten al bebé, para lo cual, es muy conveniente colocar unas cortinas traslúcidas que no dejen pasar los rayos del sol.

Todas las variaciones que hagamos en la vida de nuestros hijos cuando son bebés debemos de dosificarlas lo máximo posible, el tránsito a la vida actual después de estar en el útero materno debe de ser lo más suave que podamos, es por ello que el lugar más conveniente para la lactancia es su propia habitación, por lo que debemos acondicionarla lo mejor posible.


La madre debe de darle el pecho de la forma más cómoda, porque cuanto más cómoda y relajada esté ella, más feliz se sentirá su bebé y a la hora de tomar su alimento lo hará de forma serena y satisfactoria para él. Así pues, la madre debe estar sentada de forma que su espalda se encuentre pegada a una superficie sólida, evitando proximidades a puertas y ventanas por seguridad para el bebé.

Todos queremos lo mejor para esos seres a los que vemos tan vulnerables y frágiles, que dependen tanto de nosotros, nuestros hijos, tenemos una gran responsabilidad en la vida: CRIARLOS y en ello está el hacerlo lo mejor posible. Está demostrado que los colores ejercen una influencia tanto positiva como negativa sobre nuestro comportamiento y nuestro estado de ánimo. Por ello es conveniente desde bien pequeños cuidar la decoración de la habitación de nuestros hijos y entenderla como algo que les puede beneficiar o perjudicar. El niño ha de sentirse a gusto y relajado tanto para jugar como para aprender y estudiar.